Si el mar se hace más ácido, ¿todavía tendremos corales?

Si el mar se hace más ácido, ¿todavía tendremos corales?

La salud de los arrecifes de coral es una preocupación importante de cara al cambio climático. La temperatura del agua y la contaminación presente en ella son factores que pueden afectar sensiblemente a la formación de arrecifes, pero se piensa que también la acidificación del agua modificaría la vida de estos organismos. Los modelos de cambio climático predicen que las temperaturas aumentarán y que los océanos se acidificarán (de hecho, ese proceso ya está empezando, tal como te lo contamos en esta nota), así que los arrecifes de coral y la multitud de organismos asociados a ellos serían afectados fuertemente.

Esta preocupación llevó a Tali Mass, de la Universidad de Rutgers, y su equipo a averiguar cómo afectaría la acidificación del agua a la forma en que los corales producen carbonato de calcio, el mineral del que está hecho su esqueleto. Las vistosas formas que adoptan los corales son producto de la agregación del carbonato de calcio que secretan los pólipos del coral (animales invertebrados parecidos a las anémonas). Estos organismos precipitan el mineral, pero no se había entendido bien a bien cuáles de sus componentes celulares estaban involucrados.

El estudio del equipo de Mass identificó un grupo de proteínas involucradas en precipitar el carbonato de calcio en el coral Stylophora pistillata. Lograron aislar dichas proteínas y las pusieron en solución de agua de mar. Sorprendentemente, se formaban minerales de carbonato de calcio en el tubo de ensayo, así que los investigadores concluyeron que probablemente ésas son las proteínas encargadas de la precipitación mineral en los corales. A continuación, variaron las condiciones de acidez en el agua, para imitar la acidez actual del medio ambiente del coral y la predicha por los modelos de cambio climático para fines de este siglo. Encontraron que se formaban precipitados de carbonato de calcio en las dos condiciones. Es decir, aún cuando se acidifiquen los océanos, los pólipos todavía formaran sus esqueletos (o por lo menos esta especie particular).

Esto podría darnos un poco de optimismo, pero los autores advierten que no nos dejemos llevar por el entusiasmo. “Nuestros resultados no implican que la acidez no es algo de qué preocuparse,” comenta Paul Falkowski uno de los autores del estudio, para el sitio EurekAlert, “sino que los arrecifes de coral seguirían existiendo aún en esas condiciones”. Eso, claro, siempre y cuando puedan adaptarse a los demás cambios climáticos.

_______________________________
En la imagen, el coral usado en el estudio a la izquierda y algunos de los cristales de carbonato de calcio obtenidos en los tubos de ensayo con las cuatro proteínas.

Aquí la nota fuente.

Y aquí el artículo original, publicado en Current Biology.

via Tumblr http://historiascienciacionales.tumblr.com/post/52679568149


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s